El Hospital Bambino Gesu y el triunfo de la vida

Julio 01, 2020
Origen: fsspx.news

La Iglesia se encuentra a la vanguardia de la lucha por la vida de los niños por nacer, especialmente en el campo médico: hace algunas semanas, se llevó a cabo una proeza quirúrgica efectuada por varios hospitales vinculados a la Santa Sede, de la cual poco se dijo en los medios de comunicación.

Cuando el diagnóstico llega, la madre llora: el niño que lleva en su vientre sufre de una hernia diafragmática congénita. Esta rara patología consiste en un debilitamiento más o menos extenso del diafragma. Como resultado, los órganos abdominales pueden ejercer presión sobre los pulmones del niño, evitando su desarrollo normal. El pronóstico está relacionado con la importancia de la hernia. En los casos severos, el riesgo de mortalidad es significativo.

Ante la alarmante situación de los bebés afectados por este padecimiento, un grupo de especialistas pertenecientes a dos prestigiosos establecimientos romanos vinculados a la Santa Sede, el Bambino Gesu y el hospital San Pietro-Fatebenefratelli, en colaboración con la policlínica de Mina, desarrollaron un tratamiento innovador.

La intervención quirúrgica se llevó a cabo el 17 de abril de 2020 en un quirófano del Bambino Gesu, durante la cual se colocó un pequeño globo en la tráquea del feto cuyo objetivo es proporcionar contrapresión para permitir que se desarrollen los pulmones. Diez días después de la cirugía, el hospital Bambino Gesu dio un informe al respecto: los resultados son muy alentadores, ya que los ultrasonidos revelaron un aumento significativo en el volumen de los pulmones del feto.

Durante una entrevista concedida a LifeSite, el 17 de junio, sobre la proeza técnica lograda por las instituciones católicas en la península, el profesor Lester A. Ruppersberger, expresidente de la Asociación Médica Católica, señaló que "la capacidad de realizar procedimientos quirúrgicos en el útero para salvar vidas es un brutal recordatorio de que la vida tiene un valor inestimable, desde la concepción del feto".

El especialista estadounidense espera que esta noticia "ayude a cambiar las mentes y los corazones" de los partidarios del aborto. Por el momento, los promotores de la cultura de la muerte continúan combatiendo rabiosamente en su lucha ideológica.