Papa Francisco: "No asistir a Misa es un pecado"

Diciembre 22, 2017
Origen: fsspx.news

En un discurso dado en italiano durante la audiencia general del 13 de diciembe de 2017, el Santo Padre continuó con sus pláticas sobre la Misa. Esta vez respondió la pregunta: "¿Por qué ir a Misa los domingos?"

"Como cristianos, celebramos la Eucaristía para encontrarnos con el Señor," explicó el Papa.

"Además, los discípulos tenían razón," señaló, añadiendo que "ellos mismos tenían el hábito de celebrar el encuentro eucarístico los domingos, pues fue el día de la resurrección y de la venida del Espíritu Santo."

"En muchas sociedades secularizadas, se ha perdido el sentido del domingo iluminado por la Misa," se lamentó el Santo Padre, antes de insistir: "¡Esto es un pecado!"

En lo referente al descanso del domingo, el Papa recordó que antes, en el Imperio romano, "no existía la costumbre de no trabajar en domingo"; "esto fue una contribución específicamente cristiana", pues al pasar "de esclavos a hijos de Dios, el domingo se transformó en un día de descanso ocupado por la Misa."

"Vamos a Misa," finalizó el Papa Francisco, porque "necesitamos la gracia de Jesús," y sin la Misa "no podemos dar un testimonio creíble" de nuestra fe.

Sin duda, es muy importante escuchar al Papa recordarnos nuestra obligación de santificar los domingos. Esta obligación es uno de los preceptos de la Iglesia, y corresponde al tercer mandamiento de Dios: "Santificar las fiestas." Esto consiste en abstenerse del trabajo servil y dar a Dios el culto que le es debido, en toda justicia, espíritu y verdad (ver Jn. 4:23). Asistir a la Santa Misa es el medio más perfecto de dar a Dios este culto sacrosanto. Actualmente vemos todo el drama de la reforma litúrgica postconciliar, que alteró un gran número de verdades esenciales de la doctrina de la Misa católica, justificando así la defensa de la Misa tradicional.

Buscar un centro de Misa>