Un partido político suizo a punto de repudiar su identidad cristiana

Septiembre 26, 2020
Origen: fsspx.news
Gerhard Pfister, Presidente del PDC

El Partido Demócrata Cristiano (PDC) ha decidido eliminar el término "cristiano" y adoptar un nuevo nombre de una neutralidad lamentable: "El Centro". El PDC aprovecharía este cambio de escaparate para fusionarse con el pequeño Partido Demócrata-Burgués (PBD), que surgió en 2008 de una escisión de la Unión Democrática del Centro (UDC), el primer partido suizo, fundado por Christoph Blocher.

La razón dada por el presidente del PDC, Gerhard Pfister, es la erosión del electorado: "No hemos ganado nuevos votantes desde hace 40 años". Es cierto que, en los últimos veinticinco años, el partido ha perdido más del 5% de los votantes, llegando al 11.4% en 2019. Para revertir esta tendencia, el partido considera que es más fácil cambiar su escaparate que aumentar la financiación.

En una entrevista publicada el 4 de septiembre en Le Temps, un diario suizo de Lausana, el presidente afirmó tranquilamente: "Un estudio demostró que corremos el riesgo de perder el 1% de nuestro electorado [eliminando la "C" del nombre]. Pero esa misma encuesta reveló que podríamos recuperar ese 1% en otros lugares, gracias a un cambio de nombre". ¿Entonces cuál es el punto del cambio?...

Pero el presidente Pfister insiste en que "sin la 'C', llegaremos a un nuevo sector que se siente cercano a nuestra política, especialmente basada en valores humanistas, que concilian la libertad, la solidaridad y la responsabilidad". El periodista —protestante— comenta acertadamente: "El término 'cristiano' incluye valores, mientras que 'El Centro' carece de sentido".

Un poco de historia

Tras la exportación del modelo revolucionario a Suiza, realizada por un país vecino en 1793... los cantones fueron agitados por una fiebre, que fue primero liberal y luego radical, durante los primeros 30 años del siglo XIX. Entonces, los partidos católicos comenzaron a organizarse para oponerse a ella. Después de la guerra y de la derrota del Sonderbund (noviembre de 1847), que enfrentó a siete cantones católicos (Lucerna, Friburgo, Valais, Uri, Schwyz, Unterwald y Zug) contra la mayoría liberal cada vez más opresiva, esta oposición católica se unió como una federación, especialmente durante el período del Kulturkampf.

Fue por esta época cuando nació el PDC, aunque todavía no llevaba ese nombre. Pero generalmente se le conocía como el Partido Católico Conservador. Como está escrito en el Diccionario Histórico de Suiza (DHS): "Durante décadas, sus raíces católicas le han garantizado al PDC una estabilidad extraordinaria, ganándole el voto de la mitad de los católicos". Y añade: "entre 1919 y 1987, el partido ganó constantemente, a nivel suizo, alrededor del 21% de los votos. Obtuvo sus mejores resultados en el Consejo Nacional, en 1963, con un 23.4%".

Raíces repudiadas

Durante todos estos años, el PDC defendió la doctrina social de la Iglesia. Pero después del Concilio Vaticano II, continúa el DHS, "el PDC logró una apertura programática que condujo a las reformas de 1970-1971, y que lo acercó al centro del espectro político suizo; en política social se asoció frecuentemente con los socialistas, en política económica y financiera con los radicales, mientras defendía posiciones católicas conservadoras en materia cultural y religiosa".

Por tanto, la desviación del PDC en los últimos 50 años está ligada, por un lado, a la desaparición de sus raíces católicas, debido a la desintegración de la fe que siguió al Concilio; y por el otro, a una pérdida de la moral cristiana. Los miembros del PDC han llegado así a defender leyes indefendibles como la ley del aborto. Más recientemente, el partido votó a favor del matrimonio para todos.

En consecuencia, es posible ver este abandono de la "C" como un resultado lógico y, en última instancia, como la rectificación de un nombre que se ha vuelto erróneo y que ya no es relevante.

Sin embargo, el cambio aún no se ha logrado, ya que la base no parece estar tan apresurada como los líderes para llevar a cabo esta "cirugía reconstructiva".